Habilidades sociales

Desde que nacemos desarrollamos estrategias conductuales y capacidades para poner en marcha conductas que nos ayudan a resolver diferentes situaciones sociales de forma aceptable para la propia persona o el contexto social en el que se encuentra.

Gracias a las habilidades sociales podemos expresar nuestros sentimientos, actitudes y opiniones de manera adecuada y respetando los sentimientos, actitudes y opiniones de los otros, lo que a su vez mejora nuestras relaciones interpersonales y nos hace sentirnos bien.